¿Catalexit?

12/19/2017

Breves comentarios al origen del movimiento independentista en Cataluña, España y su conexión con el Brexit.

El presente artículo tiene como objetivo entender el independentismo catalán, remontándonos en las causas principales que lo impulsaron. Sin perjuicio de ello, se hablará sobre el Brexit, como el fenómeno principal que golpeó a la Unión Europea, ocasionándole una fuerte crisis de integración. Asimismo, mencionaremos al Nacionalismo, visto como el vínculo que une a estos dos grandes sucesos que marcaron un hito en la historia europea. 

1. Cuestiones previas: El Brexit, una puerta abierta para la Derecha.

Britain (Gran Bretaña) y Exit (Salida) son los vocablos que al unirse crean esa palabra tan singular llamada Brexit. Su significado alude a la forma de abreviar la salida del Reino Unido de la Unión Europa (UE), tras el referendo del 23 de junio de 2016, donde un 51.9% de británicos votaron por abandonar la organización comunitaria europea. A partir de ese momento, surgió un nueva preocupación en la eurozona; un nuevo conflicto.

Bastó con que uno lo haga para que los demás también quieran hacerlo. Algo así como un efecto dominó. No es de sorprenderse que la crisis de integración por la que atraviesa actualmente Europa tenga como principal culpable al Brexit. Y es que las noticias son claras: mientras la Democracia lucha por apagar las llamas derechistas, estos movimientos avanzan.

Si bien el Brexit ya cuenta con un poco más de un año, la preocupación sobre los efectos económicos ocupaba –en un principio– el eje central. No obstante, hoy, el tema gira más hacia lo que este fenómeno ha impulsado: el auge de la Derecha Radical.

1.1 Sobre el Reino Unido en Europa. Un poco de historia.

Es de conocimiento que la UE, como asociación económica y política está conformada por 28 (veintiocho) países europeos. (Unión Europea, 2017) Respecto del Reino Unido, se integró a la Unión en 1986 cuando ésta era conocida como la Comunidad Económica Europea (CEE). Un año después, en 1987 nació el Acta Única Europea (AUE), un tratado que conservó a los países fundadores de la UE, incluyendo al Reino Unido y permitió adherir a otros como Dinamarca, Irlanda, Grecia, España y Portugal.

Ahora bien, en cuanto al AUE, tenía como principal objetivo desarrollar el principio de cohesión económica y social para el equilibrio de los miembros. Sin embargo, es de notar que este fin no se cumplió a cabalidad, por lo menos en lo que respecta al Reino Unido. Recordemos pues que este país se desentendió totalmente de la moneda de la UE, el Euro (cuando se estableció), en tanto prefirió conservar la suya, la Libra Esterlina. Asimismo, con la creación del Acuerdo de Schengen – conocido también como Espacio o Zona Schengen– en 1985, el Reino Unido también se mostró completamente al margen.

Finalmente, en el año 1992, con el Tratado de Maastricht, la CEE pasó a llamarse “Unión Europea” y aunque el Reino Unido aceptó en ese entonces ser Estado parte de esta comunidad, vimos que no lo hizo al 100% en tanto no optó por el Euro ni por la libre circulación entre fronteras que implicaba el Acuerdo de Schengen.

 


Volver

0 comentarios

  • Se el primero en comentar.

Deja tu comentario

* Campos obligatorios.
Tu correo electrónico no será publicado.

Comentar